Anuario 2001

Afganistán
Alemania
Arabia Saudí
Argentina
Australia
Austria
Bielorrusia
Brasil
Bulgaria
Chile
China
Colombia
Congo
Corea del Norte
Corea del Sur
Egipto
España
Estados Unidos
Filipinas
Francia
Georgia
Gran Bretaña
Holanda
India
Indonesia
Israel
Italia
Japón
Jordania
Kazajstán
Kirguistán
Líbano
Macedonia
Malasia
Mozambique
Nepal
Nigeria
Pakistán
Perú
Portugal
Rusia
Serbia
Singapur
Siria
Sri Lanka
Sudáfrica
Tayikistán
Timor Oriental
Ucrania
Uzbekistán
Venezuela
Zimbabue
Jordania
Abdalá II introduce tímidas reformas para reanimar la maltrecha economía del país
Isabel González

mientras una nueva élite económica, hasta ahora sin atributos políticos destacados, comienza a influir a medida que avanza el ritmo de las privatizaciones.

Aunque el aumento de los problemas económicos ha sido el principal reto del rey jordano, durante su segundo año de mandato, Abdalá ha tenido que abordar otros desafíos. Entre éstos se halla la creciente oposición al tratado de paz jordano-israelí de 1994, no sólo popular, sino también entre los sectores tribales de la clase política.

Otra de las cuestiones que preocupa a Abdalá, y que es clave para asegurar la supervivencia del reino hachemí, es la necesidad de mejorar la relación diplomática que Jordania tiene con el resto de países árabes vecinos. En este sentido, Abdalá, ha realizado enormes esfuerzos

Jordania enfría su relación con Israel

Si Hussein de Jordania había mostrado una adhesión entusiasta al Tratado de paz jordano-israelí firmado en 1994 bajo la batuta de EEUU, por considerarlo clave para el desarrollo económico del país, su hijo, Abdalá II, decepcionado con los resultados obtenidos, manifiesta la necesidad de volver a examinarlo.

La firma del Tratado de paz de Wadi Araba (1994), a través del cual se establece la normalización de todo tipo de relaciones entre Jordania e Israel, se sustentó en la doble necesidad de recuperar el papel histórico de la monarquía jordana como actor regional imprescindible, así como en la de frenar el retroceso socioeconómico del país.

Pero la “normalización” a Jordania no ha reportado demasiados beneficios, en todo caso el gran beneficiado ha sido Israel. De hecho, en Jordania lo que ha provocado ha sido la división de la sociedad; entre los partidarios de las reformas neoliberales aplicadas por Abdalá, que representan una minoría, y la gran mayoría de la población, que es contraria al reconocimiento de Israel y a la “normalización” económica con este país mientras Israel siga ocupando territorios árabes e impida la creación de un Estado Palestino.

Además, la vía adoptada por Abdalá, favorable a la inversión privada y extranjera en sectores hasta hace unos años públicos, con el fin de impulsar el desarrollo económico del país (como por ejemplo la reducción del 50% de las tarifas portuarias en un intento de hacer más competitivo el puerto de Aqaba) ha supuesto tener que pagar un doble peaje. Por un lado, tener que ajustar la política regional a los imperativos norteamericanos e israelíes, y por otro, modificar las estructuras ...

Página anterior

Cronología año   2001

15 de marzo: Egipto y Jordania intentan evitar que Siria lidere un frente bélico antiisraelí. Los gobiernos de El Cairo y Ammán, paradigmas de la línea moderada en Oriente Próximo, viajan a Damasco para evitar que el Gobierno de Damasco presente una moción en la próxima cumbre de la Liga Árabe, para que cualquier ataque de Israel contra Siria no sea considerado como una agresión contra la nación árabe en su totaliadad.

28 y 29 de marzo: Se celebra la primera cumbre de la Liga Árabe de este año. A pesar de los intentos realizados por Abdalá II y Hosni Mubarak para conseguir la reconciliación entre Kuwait y Arabia Saudí con Irak, esta no es posible. El único avance de la cumbre es que Siria y Palestina sellan su reconciliación. Siria reconoce después de ocho años sin hacerlo, a Arafat como líder de la Autoridad Nacional Palestina.

30 de marzo: Los servicios de seguridad jordanos prohiben terminantemente la celebración de actos de apoyo a la causa palestina.

14 de mayo: Tras una modificación de la legislación a favor de las inversiones privadas nacionales y extranjeras en sectores hasta hace unos años públicos, el rey Abdalá, presenta el proyecto de creación de una Zona Económica Especial de Aqaba (ZEEA) con el fin de impulsar el desarrollo del puerto mediante capital privado. Para ello se procedió a reducir las tarifas un 50%. El resultado es que en tan sólo 2 meses 661 compañías invierten en el puerto sin que el Ministerio de Información haga público su origen.

16 de mayo: El Fondo Árabe para el Desarrollo Económico y Social (FADES), con sede en Kuwait, concede a Jordania un crédito de 115 millones de dólares para construir la presa de “Al Wehda” sobre el río Yarmuk (en la frontera entre Siria y Jordania). La construcción del embalse se enmarca dentro de un acuerdo firmado entre Siria y Jordania en 1987, y que había sido postergado durante años ante la ausencia de financiación, la tensión política entre ambos países y las reservas expresadas por Israel.

14 de junio: El secretario general de la ONU, Kofi Annan se entrevista con el rey Abdalá II de Jordania en la ciudad portuaria de Aqaba, en el mar Rojo, para analizar el conflicto palestino-israelí y las sanciones contra Irak, asuntos que afectan gravemente a la economía jordana.

8 de agosto: La organización terrorista Resistencia Islámica mata a un israelí en Ammán después de que el Ejército israelí volviese a poner en vigencia el código Lila Azul, que permite a sus agentes disparar sobre cualquier palestino sospechoso.

24 de septiembre: El Congreso de Estados Unidos aprueba un acuerdo comercial con Jordania , uno de sus principales aliados en Oriente Próximo. Una vez sea ratificado por el presidente estadounidense, George W. Bush, Jordania se convertirá en la cuarta nación en tener una relación comercial sin aranceles con este país, junto con México, Canadá e Israel. El acuerdo comercial obliga a las dos naciones a reducir sus aranceles progresivamente durante los próximos díez años.

8 de octubre: El Gobierno jordano aprueba la Ley de carácter temporal número 54. Esta ley, que es una enmienda al código penal, prohibe todas las manifestaciones y marchas en apoyo a la “intifada” de Al Aqsa y las exigencias de que se cerrase la embajada de Israel en Jordania. Con este decreto se recortan los ya estrechos márgenes de libertad de la población jordana.

10 de octubre: Reporteros Sin Fronteras (RSF) envía una carta de protesta al rey Abdalá de Jordania contra las enmiendas al código penal en materia de prensa. Estas medidas preven el cierre “provisional o permanente” de periódicos, en caso de que se publiquen informaciones “difamatorias, falsas o que perjudiquen a la unidad nacional, a la reputación del Estado, incitando a huelgas o perturbando el orden público”.

4 de diciembre: El reino hachemí envía un contingente de 1.600 militares a Afganistán, que, según Jordanía, no se involucrará en combates, sino que su misión es proteger un hospital que Jordania establecerá allí, y ayudar a facilitar la llegada de ayuda humanitaria internacional a Afganistán. El centro médico jordano se establecerá cerca de Mazar-i-Sharif.


Periodismo Internacional © 2022 | Créditos
Facultat de Comunicació Blanquerna - Universitat Ramon Llull
Aviso legal | Política de protección de datos | Política de Cookies