Anuario 2001

Afganistán
Alemania
Arabia Saudí
Argentina
Australia
Austria
Bielorrusia
Brasil
Bulgaria
Chile
China
Colombia
Congo
Corea del Norte
Corea del Sur
Egipto
España
Estados Unidos
Filipinas
Francia
Georgia
Gran Bretaña
Holanda
India
Indonesia
Israel
Italia
Japón
Jordania
Kazajstán
Kirguistán
Líbano
Macedonia
Malasia
Mozambique
Nepal
Nigeria
Pakistán
Perú
Portugal
Rusia
Serbia
Singapur
Siria
Sri Lanka
Sudáfrica
Tayikistán
Timor Oriental
Ucrania
Uzbekistán
Venezuela
Zimbabue
Egipto
El rais egipcio aplica mano de hierro en la represión contra los integristas de su país
Isabel González

La persecución del Gobierno egipcio contra sospechosos de pertenecer a grupos terroristas ha sido muy cruenta durante este último año, especialmente tras los atentados del 11 de septiembre, momento a partir del cual el presidente de Egipto, Hosni Mubarak, haciendo uso de sus poderes como jefe de la nación, aplica la Ley Antiterrorista contra todo posible miembro de un grupo fundamentalista islámico.

El 16 de octubre, Mubarak ordenó remitir a la justicia militar, acusados de terrorismo, los casos de 170 extremistas islámicos, miembros de la organización integrista armada Yama Islámica (Asamblea Islámica), que se responsabilizó de las acciones más violentas en Egipto durante la década de los noventa, como el atentado que tuvo lugar en 1997 en la localidad de Lúxor y que acabó con la vida de 58 turistas. Se trataba del segundo grupo de extremistas que Mubarak decreta enviar a tribunales militares en 24 horas, a los que se suman otros 80, acusados de estar relacionados con la red Al Qaeda de Osama Bin Laden.
Los decretos de Mubarak que autorizan los arrestos arbitrarios y el procesamiento de civiles por tribunales de excepción militares coinciden con la celebración en Egipto del vigésimo aniversario de su ascensión al poder, tras el asesinato de su antecesor, Anuar el Sadat, a manos del grupo extremista Yihad Islámica.
Un total de 250 detenidos serán juzgados de acuerdo con la ley marcial vigente en el país desde que Mubarak accedió al poder en octubre de 1981, y que no permite apelar el veredicto. Esta ley, impuesta tras el asesinato de Anuar El Sadat, fue durante la década de los noventa el arma fundamental en la lucha del Gobierno egipcio contra el terrorismo integrista islámico.
De hecho, tras la muerte de Sadat, el 6 de octubre de 1981, el entonces vicepresidente Hosni Mubarak emprendió una lucha sin cuartel contra el integrismo musulmán. El último atentado en el país ejecutado por grupos integristas fundamentalistas tuvo lugar en 1997 en la localidad de Lúxor, donde la Asamblea Islámica (Yamá Islámica) asesinó a 58 turistas.
Sin embargo, su aplicación ha despertado voces críticas en el seno de las organizaciones proderechos humanos y los grupos más liberales del país, como el Partido Laborista, gran aliado del grupo islámico Hermanos Musulmanes, ilegalizado desde 1954, que cuestionan la impunidad que permite la ley marcial. Para estos grupos, los juicios militares no sirven para poner fin a la violencia cometida por los grupos islámicos, sino más bien todo lo contrario, ya que constituyen un crimen contra la libertad y la seguridad de las personas.
Política de doble rasero con EEUU
Los atentados del 11 de septiembre contra EE.UU. ponen al presidente egipcio en la disyuntiva de demostrar su fidelidad a Washington en la lucha contra el terrorismo sin provocar la ira de gran parte de su población, que entiende la campaña antiterrorista como una ...

Cronología año   2001

16 de enero: El vicepresidente iraquí, Taha Yasin Ramadán, viaja a Egipto con el objetivo de estrechar los lazos diplomáticos y comerciales entre ambos países. Egipto e Irak mantienen buenas relaciones económicas desde 1997, cuando El Cairo se convirtió en uno de los principales exportadores de productos comerciales a Bagdad, dentro del programa humanitario de la ONU "petróleo por alimentos".

29 de enero: Varios diputados egipcios piden la comparecencia del primer ministro, Atef Ebeid, y otros miembros del Ejecutivo ante el Parlamento para responder a una batería de preguntas relacionadas con el aumento de la corrupción y la recesión económica que padece el país. La petición se produce pocos días después de que Ebeid leyera ante la cámara un comunicado sobre la política de su gabinete, asegurando que la economía del país estaba "sana".

4 de marzo: Ochocientos presos son indultados con motivo de la fiesta musulmana del "Eid Al Adha", la Pascua musulmana, que recuerda el sacrificio de Abraham, y que tiene lugar setenta días después del final del mes de ayuno del Ramadán.

26 de marzo: El comisario de Comercio de la Unión Europea, Pascal Lamy, finaliza una visita de tres días a Egipto destinada a promover la rápida ratificación y aplicación del acuerdo de asociación firmado por ambas partes en enero de este año. La UE es el principal socio comercial de Egipto, cuyos intercambios con los Quince suponen el 36% del total.

25 de abril: El presidente egipcio, Hosni Mubarak, insta al Gobierno israelí a parar su "política agresiva" contra los palestinos, en el 19º aniversario de la evacuación israelí de la península egipcia del Sinaí.

2 de mayo: El procesamiento por apostasía de la escritora Nawal El Sadawi, por decir que la peregrinación a La Meca es un "vestigio de prácticas paganas" anteriores al Islam, y que las normas del Corán deben adaptarse en favor de la mujer, ha reabierto el debate sobre la primacía de la sociedad civil en Egipto.

20 de abril: Estados Unidos presenta un informe oficial donde responsabiliza al copiloto del avión egipcio que cayó al Atlántico en octubre de 1999 con 217 personas a bordo, Gamal Batuti, de haber dejado caer intencionadamente el avión al mar. El informe estadouninense genera gran tensión entre los gobiernos de EEUU y Egipto.

8 de junio: Mubarak impulsa el procesamiento del exministro de Finanzas, Muhayedin Gharib, y otros nueve altos cargos de la Administración y la Bolsa de El Cairo, acusados de corrupción. La creciente ola de corrupción en el país, ha provocado duras críticas tanto de los grupos de la oposición como de la opinión pública. Esta es la primera vez que se abre una investigación contra un miembro del Gobierno.

7 de septiembre: El ministro de Asuntos Exteriores, Ahmed Maher, desvela que su país ha mantenido contactos de alto nivel con Israel en un esfuerzo por acabar con la violencia entre israelíes y palestinos. El contacto diplomático egipcio-israelí supone una violación de la decisión adoptada por la Liga Árabe a principios de año en la que se prohibía cualquier tipo de relación con el Estado judío.

10 de septiembre: Cientos de egipcios se manifiestan cerca de la embajada de Estados Unidos y frente a la sede de la Liga Árabe, en El Cairo, en protesta por la "parcialidad" de Washington a favor de Israel en el conflicto con los palestinos. Los manifestantes también denunciaron el silencio árabe respecto a la política llevada a cabo por Ariel Sharon contra los palestinos en los territorios ocupados.

16 de octubre: El presidente egipcio, Hosni Mubarak, ordena remitir a la justicia militar los casos de 170 extremistas islámicos acusados de terrorismo. Se trata del segundo grupo extremista que Mubarak decreta enviar a tribunales militares en menos de 24 horas, a los que se suman otros 80, acusados de estar relacionados con la red Al Qaeda.

24 de noviembre: Mubarak ordena una remodelación del Gobierno que encabeza el primer ministro, Atef Ebeid, para intentar superar la crisis en la que se encuentra inmersa la economía egipcia desde hace tiempo, pero que se ha resentido aún más tras los atentados del 11 de septiembre.


Periodismo Internacional © 2019 | Créditos
Facultat de Comunicació Blanquerna - Universitat Ramon Llull