Anuario 2003

Afganistán
Alemania
Angola
Argelia
Argentina
Armenia
Azerbaiyán
Bangladesh
Bolivia
Brasil
Canadá
China
Congo
Corea del Norte
Corea del Sur
Costa de Marfil
Costa Rica
Cuba
Egipto
El Salvador
Estados Unidos
Francia
Georgia
Gran Bretaña
Guatemala
Haití
Honduras
India
Israel
Italia
Japón
Jordania
Kazajstán
Kenia
Liberia
Libia
Marruecos
Mauritania
México
Mozambique
Nepal
Nicaragua
Nigeria
Pakistán
Panamá
Paraguay
Perú
Polonia
República Checa
Rumania
Rusia
Sáhara Occidental
Serbia
Siria
Sri Lanka
Sudán
Suecia
Turquía
Uzbekistán
Venezuela
Sudán
Sudán vislumbra la paz tras 20 años de guerra
Marina Teixidó

Tras 20 años de guerra, por fin Sudán, un país que parecía estar condenado eternamente a luchas y enfrentamientos eternamente, puede vislumbrar ya un resquicio de luz al final del túnel. A principios del 2004, el Gobierno sudanés y los rebeldes aproximan sus posiciones ante la firma de un acuerdo de paz que seguramente se podrá formalizar a finales de enero. La esperanza de que las dos partes lleguen a un consenso aumentó durante el pasado 2003 después de la intervención de EE.UU., que, interesado en el petróleo de los estados centrales del país, y apoyando a los rebeldes, presionó a las partes para superar sus diferencias. Finalizará con este acuerdo uno de los más brutales conflictos de la historia africana, que ha provocado dos millones de muertos y más de cuatro millones de refugiados y desplazados.

Darfur, un genocidio encubierto con la guerra

El Gobierno del general Omar Hassan al-Bachir y el principal movimiento rebelde del país, el Ejército de Liberación del Pueblo del Sudán (SPLA, en inglés), de John Garang, se encuentran desde septiembre de 2003 reunidos en la ciudad keniana de Naivasha, donde tendrían que haber firmado el acuerdo de paz antes del 31 de diciembre, la fecha límite impuesta por EE.UU. y confirmada por el ministro sudanés de Asuntos Exteriores, Mustafa Osman Ismail. Pero no fue posible cumplir el plazo a causa del estancamiento de las negociaciones, provocado por las discrepancias entre las dos partes sobre el reparto de los recursos.

Sin embargo, en enero del 2004 las negociaciones evolucionan muy favorablemente y la conclusión del acuerdo se prevé para finales de este mes. De momento, Gobierno y rebeldes ya han acordado la distribución de la abundante riqueza procedente del petróleo, uno de los puntos más dificultosos de consensuar.

El acuerdo estipula que ambas facciones compartirán, a partes iguales, los beneficios económicos de los aproximadamente 300.000 barriles de crudo que se extraen diariamente en el sur sudanés, feudo tradicional del SPLA.

Además, el vicepresidente sudanés, Ali Osman Taha, y el líder rebelde John Garang ya lograron en septiembre pasado un acuerdo sobre seguridad, el tema más espinoso aparte de la distribución del petróleo.

Ahora queda por determinar el futuro estatuto de los tres estados centrales del país: Abyei, Nuba, y la región del Nilo Azul. Estos tres distritos son precisamente el motivo principal de la guerra que ha ahogado el país durante más de dos décadas, sobre todo a causa de su gran producción de petróleo.

De momento, los acuerdos de paz prevén una autonomía temporal para el sur del país, seguida de un referéndum sobre la independencia total, que podría llegar a ser una realidad en seis años, y de una gran operación de mantenimiento de paz conducida por la ONU, encargada de supervisar el proceso de desarme y de paz.

El petróleo, pues, ha desempeñado un papel importante en esta guerra, una guerra muy compleja y en la que también han intervenido numerosos factores, como diferentes concepciones de Estado, disputas por la tierra y el agua atizadas por la grave crisis alimenticia... aunque generalmente se reduce a una lucha entre un norte árabe y musulmán que gobierna y que pretende imponer su ley, la sharia, a un sur negro y cristiano. Por lo tanto, el acuerdo entre el Gobierno y el SPLA no va a acabar con todos ...

Cronología año   2003

23 de enero. Sudán es de nuevo acusado de estar permitiendo un genocidio en Darfur.

La Asociación Sudanesa de Activistas de Derechos Humanos de Darfur en Toronto (Canadá) acusa al gobierno de apoyar la masacre de la población fur y otros pueblos indígenas y advierte que el conflicto se está convirtiendo en un genocidio. El gobierno de Jartum, sin embargo, reafirma su neutralidad y asegura estar luchando contra los bandidos.

3 de julio. Confiscado el diario sudanés independiente Al-Sahafa. La medida responde a la publicación de un artículo de opinión unos días antes con ocasión del aniversario del golpe de Estado del 30 de junio de 1989, mediante el que el gobierno actual se hizo con el poder.

8 de julio. Necesidad urgente de ayuda agraria en Sudán. La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) ha suministrado un contingente de semillas y herramientas en las zonas controladas por los rebeldes - hasta ahora inaccesibles - en las montañas Nuba al sur del Sudán.

5 de agosto. Quedan cortados los accesos para la llegada de ayuda alimentaria en el norte de Sudán. Una nueva crisis de alimentos en el norte del país ha hecho que el Programa Mundial de Alimentos (PMA) se pueda ver obligado a racionar su ayuda en Sudán por falta de fondos, sobre todo ahora que 300.000 personas del norte del país han sido afectadas por una serie de inundaciones y los accesos han quedado cortados.

1 de septiembre. Las negociaciones de paz entre el Gobierno de Jartum y los rebeldes del sur empezarán este mes en Kenia.

4 de septiembre. La compañía petrolera OMV, controlada por el gobierno austriaco, ha vendido sus bloques de exploración en el sur de Sudán después de las acciones de una intensa campaña llevada a cabo por grupos de derechos humanos. OMV sigue así la tendencia de otras compañías petroleras occidentales en huir de la polémica industria en Sudán mientras que las compañías asiáticas están tomando el control

16 de septiembre. El Tribunal de Apelación retira la licencia de publicación de 'Kkartoum Monitor'. 'Khartoum Monitor' fue suspendido el 12 de julio, debido a que el Tribunal Criminal de Jartum estimó que había publicado algunos artículos que violaban el código penal.

2 de octubre. El Secretario de Estado de EE UU, Colin Powell, llega a Kenia y se incorpora a las negociaciones de alto nivel sobre la paz en Sudán. Su llegada hace crecer el optimismo sobre la posible llegada, ya en diciembre, de un acuerdo final de paz para Sudán. El anfitrión de las negociaciones, el Presidente de Kenia Mwai Kibaki elogia el progreso realizado por los representantes del gobierno sudanés y los rebeldes del sur en las conversaciones de paz, que empezaron hace un mes.

3 de octubre. El fiscal encargado de crímenes contra el Estado suspende un periódico independiente. 'Intercambio Internacional para la Libertad de Expresión' (IFEX) y 'Reporteros Sin Fronteras' (RSF) han condenado la suspensión del periódico "Al-Azminah" y recuerdan que el diario independiente "Alwan" continúa siendo víctima del acoso del fiscal encargado de crímenes contra el Estado desde el pasado día 30 de septiembre.

27 de octubre. Noruega participa en las conversaciones de paz para Sudán. La ministra noruega de Cooperación, Hilde Frafjord Johnson, se úne a las conversaciones de paz para Sudán en Nairobi, Kenia.

29 de octubre. Sudán se adhiere a la ratificación de la Convención sobre la prohibición del empleo, almacenamiento, producción y transferencia de minas antipersonal y sobre su destrucción (Convención de Ottawa).

27 de noviembre. Empeora la crisis humanitaria en el oeste de Sudán. Mientras continua la oleada de refugiados que cruzan la frontera con Chad, la situación humanitaria tambi´rn sigue empeorando en los campamentos de la región oeste del país. El acceso internacional para acceder a la población allí afectada es cada vez más difícil.

11 de diciembre. Sudán probablemente firmará el acuerdo de paz este mes, tras 20 años de guerra. El esperado acuerdo de paz entre gobierno y rebeldes de Sudán se firmará antes de finales de diciembre, tal y como se ha esperado en los últimos meses. Así lo ha confirmado el Ministro sudanés de Asuntos Exteriores, Mustafa Osman Ismail. El Presidente de EEUU, George W. Bush, ya se ha apresurado para invitar a las partes a firmar el acuerdo en la Casa Blanca.

15 de dieciembre. El gobierno noruego, uno de los principales negociadores en el proceso de paz de Sudán, manifiesta su deseo de enviar tropas para el mantenimiento de la paz en Sudán si así se requiere. Así lo ha anunciado hoy el Ministro de Asuntos Exteriores, Jan Petersen, ante el parlamento noruego

18 de diciembre. Las fuerzas de seguridad en Sudán, a pesar de no tenir orden de registro, embargan el material de transmisión y cámaras de televisión a la cadena de TV Al-Jazira. Días antes, las fuerzas de seguridad habían amenazado a Al-Jazira por su cobertura sobre la guerra en este país.

6 de enero de 2004. El Gobierno y los rebeldes se aproximan a la firma de un acuerdo de paz, tras haber sido pospuesto en los últimos días y ante las discrepancias entre las partes en conflicto sobre el futuro estatuto de los estados del sur de Sudán.

8 de enero. Rebeldes y Gobierno llegan a un acuerdo sobre el reparto de los recursos. Ahora queda solamente un tema polémico a resolver para que un acuerdo final de paz pueda ser firmado; el estatus de tres territorios disputados.

13 de enero. La avalancha de llegadas obliga a trasladar los refugiados en Chad. Mientras el Programa Mundial de Alimentos (PMA) ha lanzado un llamamiento urgente para alimentar a éstos refugiados. 65.000 personas necesitan alimentos.


Periodismo Internacional © 2019 | Créditos
Facultat de Comunicació Blanquerna - Universitat Ramon Llull