Anuario 2005

Afganistán
Alemania
Arabia Saudí
Argentina
Armenia
Australia
Bangladesh
Bielorrusia
Bolivia
Brasil
Canadá
China
Colombia
Congo
Croacia
Cuba
España
Estados Unidos
Filipinas
Francia
Georgia
Gran Bretaña
Guatemala
Haití
India
Indonesia
Irak
Irán
Israel
Italia
Japón
Kenia
Kosovo
Líbano
Macedonia
Malasia
México
Nepal
Nicaragua
Nigeria
Noruega
Pakistán
Palestina
Perú
Polonia
República Dominicana
Rumania
Rusia
Serbia
Somalia
Sudáfrica
Sudán
Tailandia
Taiwán
Tayikistán
Turquía
Ucrania
Uzbekistán
Uzbekistán
Karimov marca distancias frente a Occidente tras una nueva farsa electoral
Àngela Aguiló

En Uzbekistán se han celebrado elecciones al Parlamento en enero de 2005, pero la dictadura instaurada por el actual presidente de la República, Islam Karimov, no ha permitido que ningún partido político de tendencia laica o musulmana que propusiese un cambio en la forma de gobierno pudiese presentarse a las elecciones. Por lo tanto, la totalidad de los partidos representados actualmente en el Oliy Majlis (Parlamento Uzbeco) apoyan al presidente Karimov.

Durante el año 2005, las autoridades uzbecas han expulsado del país a diversas ONG occidentales, acusadas de haber apoyado a los opositores al régimen. En abril, un tribunal uzbeco intentó procesar a miembros de la ONG americana Internews Network; según la BBC, esta ONG apoyaba a los medios de comunicación uzbecos independientes, procurando ayuda técnica y la formación profesional de los periodistas. Según expertos de la Fundación Soros, fundación que promueve reformas democráticas, económicas y sociales, el Gobierno uzbeco pretende evitar así un refuerzo de la oposición para prevenir que se produzcan procesos revolucionarios similares a los que se han dado en diversos países de la Comunidad de Estados Independientes.

Así, los líderes de los movimientos de oposición están encarcelados y las actividades de la oposición se deben llevar a cabo en la más absoluta clandestinidad. Según Daniil Kislov, redactor jefe del periódico on line “Fergana.ru”, el actual régimen uzbeco solo caerá si se produce una revuelta popular, como ocurrió en Ucrania con la “Revolución Naranja” y en Georgia con la “Revolución de las Rosas”.

El líder más importante de la oposición es Moukhammad Salikh, del partido Erk (Libertad), acusado de actividades inconstitucionales y condenado a 15 años de prisión. Actualmente vive en el exilio. Otros partidos de oposición no autorizados son el Birlik y el Ozot Dekhkanlar. Están igualmente prohibidos los partidos islámicos Hizb out-Takhrir, que propugna acciones no violentas y tiene como objetivo la instauración de un califato, y el Movimiento Islámico de Uzbekistán (MIU), que propugna el derrocamiento del régimen de Karimov y la instauración de un Estado islámico en el valle de Fergana.

Actualmente, según el periódico ruso “Nezavissimaïa Gazeta”, todos los ciudadanos de Uzbekistán que muestran simpatía hacia los imames islámicos son acusados de formar parte de los partidos Hizb out-Takhrir y MIU. Las organizaciones internacionales calculan que unas 7.000 personas han sido encarceladas por actividades religiosas.

Con el pretexto de combatir el terrorismo islámico (en 2004, Uzbekistán sufrió atentados de extremistas islámicos), las fuerzas del presidente Karimov aplastaron, el 13 de mayo del 2005, una insurrección popular en Andijan, ciudad del valle de Fergana situada junto a la frontera de Kirguizistán. Hubo numerosas víctimas, pero se desconoce su número exacto debido a la censura informativa impuesta por el Gobierno. El ...

Cronología año   2005

7 de enero. Se producen protestas en Andiján.

9 de enero. Elecciones al Parlamento de Uzbekistán.

14 de enero. Se inicia un juicio contra unos supuestos miembros de Movimiento Islámico de Uzbekistán (MIU).

13 de marzo. Una delegación de la OTAN visita Uzbekistán

18 de abril. Los periodistas uzbecos protestan por la falta de libertad de expresión.

13 de mayo. Se produce una insurrección popular en Andiján, ciudad del valle de Fergana, que es reprimida por las fuerzas de seguridad uzbecas y que causa al menos 800 muertos.

17 de mayo. Las autoridades uzbecas solo reconocen 169 muertos en los disturbios de Andiján.

18 de mayo. El presidente se niega a que los observadores internacionales acudan al valle de Fergana.

20 de mayo. Continúan las detenciones en Andiján por parte de las fuerzas de seguridad uzbecas.

23 de mayo. El Gobierno uzbeco anuncia su retirada del GUUAM.

1 de junio. Estados Unidos declara que se debe realizar una investigación internacional sobre las muertes ocurridas en Andiján.

10 de junio. El Gobierno de Uzbekistán no acude a un encuentro con una delegación de la OTAN.

28 de julio. Las autoridades de Uzbekistán deciden expulsar las fuerzas norteamericanas de las bases militares uzbecas.

25 de agosto. El Gobierno uzbeco acusa a la ONU de ayudar a terroristas.

3 de octubre. El Consejo de Ministros de la Unión Europea impone sanciones a Uzbekistán por la represión de Andiján.

4 de noviembre. El presidente de Uzbekistán viaja a Rusia para firmar un tratado defensivo.

21 de noviembre. El Pentágono accede a pagar 23.000 millones de dólares que adeudaba por el alquiler de la base militar uzbeca.

23 de noviembre. Uzbekistán anuncia su decisión de prohibir a la OTAN realizar tránsitos tanto terrestres como aéreos por su territorio a partir del 1 de enero de 2006.


Periodismo Internacional © 2019 | Créditos
Facultat de Comunicació Blanquerna - Universitat Ramon Llull