Anuario 2004
Armenia
"La oposición se moviliza para provocar la dimisión de Kocharyan"
Ana Navarro

El triunfo de la “revolución de terciopelo” de Georgia, que provocó la dimisión del presidente Shervadnadze en noviembre y el cambio del Ejecutivo en la vecina república, ha animado a la oposición armenia a movilizarse contra el presidente, Robert Kocharyan, que dirige Armenia desde 1998. Los partidos de la oposición y los observadores internacionales ya denunciaron prácticas fraudulentas tanto en las elecciones legislativas como en las presidenciales de principios de 2003.
Tras meses de enfrentamientos y de negociaciones frustradas, los dos candidatos de la oposición para los comicios presidenciales, Artashes Geghamian y Stepan Demirchian, decidieron llevar a cabo acciones de protesta para pedir la dimisión del presidente armenio. Para ello cuentan con la ayuda de los partidos políticos con representación en el Parlamento que no apoyan al presidente: el Partido de la Unidad Nacional, liderado por Geghamian, y el Bloque de la Justicia, que dirige Demirchian. La propuesta de la oposición es convocar un referéndum para que los armenios decidan sobre la continuidad Kocharyan al frente del país. Pero la respuesta de los partidos que gobiernan en coalición, favorables al presidente, se ha mantenido firme: están dispuestos a negociar con la oposición para poner fin al conflicto, pero se niegan a que se celebre un referéndum, alegando que los ciudadanos armenios reafirmaron su apoyo a Kocharyan hace sólo un año. Ante esta situación, los parlamentarios de la oposición anunciaron en febrero que boicotearían las sesiones parlamentarias, y hasta la fecha, han mantenido esta postura. El presidente de Armenia, asimismo, ha rechazado las propuesta de referéndum de sus detractores y ha tachado a la oposición de minoría agresiva que quiere desestabilizar el país.

Después de que la mayoría parlamentaria desestimara las peticiones de los detractores de Kocharyan, la oposición optó por movilizar a sus partidarios en abril. La primera manifestación, que reunió alrededor de 2.000 personas, según fuentes del Gobierno armenio y 6.000 según Reuters, se celebró en las calles de la capital de Armenia, Ereván, el 12 de abril, cerca del edificio del Parlamento. Durante la marcha de protesta se produjeron duros enfrentamientos entre la policía y los manifestantes, que se saldaron con la detención de decenas de personas y treinta personas resultaron heridas. Entre los detenidos se encontraban importantes políticos de la oposición. Además, las autoridades cerraron las sedes de los partidos que convocaron el evento. Varias organizaciones y gobiernos internacionales han criticado el uso excesivo de la fuerza de las autoridades armenias, así como que el gobierno local de la capital del país no haya concedido permisos para que se celebraran manifestaciones. Unos días antes de que tuviera lugar la protesta ciudadana que los lideres de la oposición habían anunciado, el fiscal general afirmó que se iban a abrir procedimientos legales contra los organizadores de las protestas que no fueran autorizadas por los dirigentes locales. Durante las semanas siguientes se siguieron convocando manifestaciones, pero el número de participantes cada vez era menor. Los dirigentes de las formaciones políticas de la oposición declararon que la población armenia teme las duras represalias de la policía, y por ello decidieron suspender en mayo las concentraciones de sus militantes. Analistas políticos afirman que las manifestaciones para provocar la dimisión del presidente Kocharyan no son efectivas porque los líderes de la oposición no han unido sus esfuerzos para conseguir su objetivo, y han sido incapaces de movilizar a la población de Armenia. Además, el Gobierno endureció las leyes sobre la libertad de reunión en espacios públicos a finales de agosto para intentar que los armenios no acudan a las protestas organizadas por los opositores. Todo apunta a que Kocharyan conseguirá mantenerse en el poder hasta que se convoquen nuevos comicios, en 2008. La legislación vigente de Armenia no permite que una misma persona pueda dirigir el país más de dos periodos electorales. Por ello, ha habido el constante rumor de que se iban a introducir cambios en la Constitución para permitir al actual presidente volver a presentarse en las elecciones de 2008, pero desde el Gobierno se ha negado en repetidas ocasiones. Entre los nombres que se barajan para sustituir a Kocharyan está Serge Sarkijian, actual ministro de Defensa que, como el presidente, también originario de Karabaj; Artur Basghdasarian, portavoz del Parlamento, que ha sido el encargado de mediar en el conflicto entre la oposición y el Gobierno; David Harutiunian, el ministro de Justicia y hombre de confianza de Kochayran; y Aghvan Hovsepian, el fiscal general del Estado.



Relaciones con Azerbaiyán

Las negociaciones entre Armenia y Azerbaiyán para acordar una solución del conflicto de Nagorno-Karabaj, un enclave situado en territorio azerbaiyano controlado por las autoridades armenias, permanecen estancadas. Sin embargo, se han celebrado tres encuentros en 2004 entre los ministros de Asuntos Exteriores de ambos países para solucionar la disputa territorial. A las reuniones también han asistido los miembros del Grupo de Minsk de la Organización para la Cooperación y la Seguridad en Europa (OSCE), formado por un representante ruso, un francés y un estadounidense que se encargan de mediar en el proceso de paz. El presidente armenio no acepta una solución que no pase por la anexión de los territorios. Por su parte Ilham Aliev, el presidente de Azerbaiyán, se ha mostrado desencantado con el papel de la comunidad internacional ante el conflicto ya que, aunque goza del apoyo generalizado en la disputa territorial, pide que se intensifique la presión a las autoridades armenias para que le ceda la soberanía de la región. Los principales aliados armenios en la disputa territorial son Rusia e Irán. Las relaciones con éste último van en aumento, y en mayo se comenzó la construcción de un gaseoducto de 140 kilómetros para exportar gas iraní a Armenia

El retraso en la solución del conflicto podría perjudicar los intereses de Armenia ya que tanto las grandes potencias internacionales como los países de la región están interesados en conservar las buenas relaciones con Azerbaiyán, rico en petróleo.

La relación de Armenia con los países vecinos parece que se va deteriorando. Tanto Turquía como Georgia están estrechando lazos económicos y políticos con Azerbaiyán, y el conflicto entre los Gobiernos turco y armenio aún no se ha solucionado. Turquía pudo dar un paso importante para estabilizar su relación con Armenia en 2003, pero el Ejecutivo turco se negó a reconocer el genocidio del pueblo armenio a manos de los otomanos, que costó la vida a casi dos millones de Armenia a principios del siglo XX. La reapertura de las relaciones diplomáticas entre los dos sólo será posible si el Gobierno turco accede a abrir su frontera común con Armenia, que permanece cerrada desde que 1991 en señal de apoyo a Azerbaiyán en su conflicto con Armenia por la soberanía de Nagorno-Karabaj. Esta es una de las demandas que la Unión Europea exige a Turquía para estudiar su entrada en esta institución.

La relación del Gobierno armenio con las instituciones europeas durante este año ha sido un tanto tirante. La resolución aprobada en enero por la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa en la que expresa su preocupación por las irregularidades en las elecciones presidenciales de 2003, y la de abril, en la que se condena la actuación de las autoridades durante la manifestación del 12 de abril, son algunos de los ejemplos. Ante estas declaraciones, el Gobierno armenio expresó sus discrepancias, pero más tarde accedió a la liberación de algunos de los encarcelados durante las protestas de la oposición y permitió que se celebraran manifestaciones por las calles de la capital armenia. Dos meses más tarde, el Consejo de Europa elogió estas iniciativas del Gobierno de Kocharyan. Otra de las disputas entre la Unión Europea y Armenia es la idoneidad de la única planta nuclear del país, que abastece de electricidad al 40 por ciento de la población. La institución europea pide que su cierre porque la considera peligrosa a causa de su antigüedad y a que está construida sobre una zona sísmica muy activa. El Ejecutivo de Armenia se niega a dar una fecha precisa para el cierre hasta que no les ofrezcan una alternativa. Por este motivo en junio, la UE congeló más de 100 millones de dólares de ayuda para Armenia.



La diáspora armenia favorece el crecimiento económico del país

Aunque los últimos estudios señalan que la mitad de la población de Armenia es pobre, lo cierto es que el PIB creció durante este año casi un 10 por ciento. El Ejecutivo armenio destaca que esta cifra podría haber sido mayor. Y es que el cierre temporal de la única central nuclear del país para realizar tareas de mantenimiento y seguridad, y el descenso de las exportaciones a Rusia han perjudicado a la economía armenia durante este periodo. Por otra parte, las exportaciones industriales crecen un 45 por ciento cada año, gracias a los sectores de la construcción, industria manufacturera, transformación de los alimentos y la exportación de minerales, como el oro, la planta, el cinc o el cobre. Otro de los sectores más productivos para la economía es el turismo. A pesar de los buenos resultados económicos de los últimos años, los analistas económicos son cautos a la hora de afirmar que Armenia pueda salir de la crisis en la que se encuentra, sobre todo porque no tiene recursos naturales ni acceso a las grandes rutas de exportación. Un factor que puede ayudar a mejorar la economía es el envío de dinero de los armenios que trabajan en el extranjero, que garantiza la estabilidad de la moneda. A finales de la década de los noventa, y coincidiendo con la crisis financiera de la mayoría de los países que formaban la URSS, el paro creció porque el Gobierno de Kocharyan no pudo mantener los índices de empleo en el sector público y una parte de la población de Armenia abandonó el país en busca de trabajo a principios de los noventa. Se estima que cinco millones de personas configuran la diáspora armenia, esta cifra duplica el número de habitantes que vive en el país. La mayoría de ellos abandonaron Armenia a principios del siglo XX a raíz del genocidio a manos de los turcos.



Cronologia año  2004
14 de enero. Un representante del FMI elogia el buen funcionamiento de la economía de Armenia pero advierte que el país tiene que hacer algunos cambios para combatir la pobreza. El ministro de Exteriores de Armenia declara que los militares armenios no llegaron a la reunión de la OTAN que se celebró unos días antes en la capital azrbaiyana porque se les denegó el visado de entrada.

27 de enero. La Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa expresa su preocupación a raíz de las irregularidades cometidas durante de la elecciones presidenciales de 2003.

3 de febrero. El Bloque Artarutiun y el Partido de la Unidad Nacional anuncian que boicotearán las sesiones del Parlamento en señal de protesta porque la mayoría parlamentaria rechaza hacer enmiendas constitucionales para poder someter al presidente Kocharyan a un referéndum popular para que los armenios decidan sobre su continuidad al frente del país.

12 de marzo. Los presidentes de Armenia y Georgia se reúnen en la capital armenia, Ereván.

28 de marzo. Se produce un enfrentamiento violento entre los activistas del Bloque Artarutiun y los partidarios de presidente Robert Kocharyan en Giumri, la segunda ciudad más importante de Armenia.

7 de abril. Las autoridades locales de Ereván rechazan una petición de la oposición para hacer una marcha de protesta el día 9 de abril.

8 de abril. Los líderes de la oposición aununcian que se celebrará una manifestación aunque la autoridades no hayan aceptado la propuesta.

13 de abril. La policía carga contra los activistas de la cuando intentaban acceder al Parlamento y al palacio presidencial para pedir la dimisión del presidente.

16 de abril. Unas 6.000 personas (según Reuters) participaron en una manifestación por las calles de Ereván convocada el Bloque Artarutiun. Los ministros de Asuntos Exteriores de Armenia y Azerbaiyán se reúnen en Praga, junto con los tres representantes del Grupo de Minsk de la OSCE.

21 de abril. Un portavoz de la policía declara que el día anterior se detuvieron a 27 personas que participaban en una protesta contra el presidente. Fuentes de la oposición estiman que el numero de detenidos asciende a casi 200.

27 de abril. Se celebran una manifestación en Ereván para pedir la dimisión del presidente de Armenia.

8 de abril. Los presidentes de Armenia y Azerbaiyán se reúnen en presencia de los representantes de la OSCE para continuar con las negociaciones sobre el conflicto de Karabaj.

28 de abril. La Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa critica, mediante una resolución, las duras represarías de las fuerzas de seguridad armenias contra los manifestantes de la oposición.

4 de mayo. Ente 6.000 y 10.000 personas participan en una protesta en la capital armenia.

5 de mayo. Un portavoz de la policía confirma que se detuvieron a más treinta personas en la manifestación del día anterior.

13 de mayo. Activistas armenios a favor de los derechos humanos comienzan una protesta ante la Fiscalía General para exigir la puesta en libertad de los 14 activistas de la oposición detenidos el 13 de marzo durante una manifestación.

14 de mayo. El presidente de Armenia viaja a Moscú para reunirse con el presiente ruso, Vladimir Putin.

20 de mayo. Los ministros de Defensa de Rusia y de Armenia se reúnen en Ereván para cerrar los acuerdos que se acordaron días antes sobre cooperación militar y tecnológica.

21 de mayo. Los líderes de la alianza de la oposición anuncian que suspenderán durante dos semanas su campaña para forzar la dimisión de Kocharyan.

1 de junio. Las autoridades locales de Ereván deniegan el permiso para que se celebre una manifestación en la ciudad.

7-8 de junio. Las agencias de noticias Interfaz y Turan publican que en los últimos días se han producido cuatro enfrentamientos armados entre las tropas de Armenia y Azerbaiján en la frontera entre los dos países.

8 de junio. Los funcionarios armenios aclararon ante los representantes de la Unión Europea en Bruselas que no cerrarán la planta de energía atómica de Medzamor hasta que haya una fuente de energía alternativa disponible.

23 de junio. El presidente de Armenia defendió ante la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa la actuación de las fuerzas de seguridad de su país para contener a los manifestantes.

6 de julio. Las ministros de Asuntos Exteriores de Armenia y de Rusia se reúnen para hablar sobre le conflicto de Karabaj

20 de julio. El Ministerio de Economía anuncia el PIB creció un 9 por ciento durante el primer semestre de 2004. Irán empieza la construcción del gaseoducto de 140 kilómetros que exportará gas natural iraní hasta Armenia.

4 de agosto. El ministro de Defensa de Armenia declara que las relaciones diplomáticas con Turquía se están estabilizando y añade que se deberían establecer relaciones de cooperación.

11 de agosto. El portavoz del Parlamento declara que no se están haciendo cambios en la Constitución armenia para que el presidente Kocharyan pueda presentarse por tercera vez a las elecciones.

30 de agosto. Los ministros de Asuntos Exteriores de Armenia y Azerbaiyán se reúnen en Praga para hablar sobre el conflicto de Karabakh

8-9 de septiembre. El presidente de Irán, Mohamed Jatamí, visita la capital de Armenia. Durante su estancia se firmó un acuerdo prevé la construcción de un gaseoducto que unirá Irán y el sur de Armenia.

1 de octubre. El presidente Kocharian finaliza su visita de cinco días a China.

 


Periodismo Internacional © 2022 | Créditos
Facultat de Comunicació Blanquerna - Universitat Ramon Llull
Aviso legal | Política de protección de datos | Política de Cookies